Mundo

Reino Unido cerró la frontera con América Latina por el coronavirus

El Gobierno del Reino Unido anunció este jueves la prohibición a los vuelos procedentes de Portugal y de catorce países de Sudamérica, includo Argentina, para tratar de evitar la propagación de una nueva variante del coronavirus detectada en Brasil.

El ministro británico de Transporte, Grant Shapps, informó que estarán suspendidas las llegadas a partir de esta madrugada desde Argentina, Brasil, Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, Guayana Francesa, Guyana, Panamá, Paraguay, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela, así como los de Portugal y Cabo Verde.

En el caso de Portugal, incluido dentro de la lista «debido a sus fuertes vínculos de viaje con Brasil», habrá una excepción para el transporte de bienes esenciales.

En tanto, los ciudadanos británicos e irlandeses y los extranjeros con derechos de residencia aún podrán viajar, pero deberán aislarse durante 10 días al regresar, aclaró el funcionario.

Desde este lunes, además, las personas que lleguen a Reino Unido deberán presentar un test negativo realizado dentro de las 72 horas previas al viaje. Si bien el inicio de esta medida estaba anunciado para el viernes, «hemos implementado un período de gracia durante el fin de semana, para que los pasajeros puedan tener un poco más de tiempo para acceder a las pruebas que realizan. Necesitamos que cumplan con nuestros requisitos ”, dijo un portavoz del Ministerio de Salud.

Preocupación por las nuevas variantes

La decisión fue anunciada este jueves, luego de una reunión de gabinete en la que se debatió la información aportada por expertos del Grupo Asesor de Amenazas de Virus Respiratorios Nuevos y Emergentes (Nervtag).

Este miércoles, el primer ministro Boris Johnson se había manifestado «muy preocupado» por la nueva mutación. “Hace tres días le advirtieron sobre la variante de Brasil. No sabemos, todavía, si esa variante podría socavar el programa de vacunación. ¿Por qué no está tomando medidas inmediatas, como precaución?», le había consultado la parlamentaria laborista Yvette Cooper.

La respuesta del mandatario adelantó, en parte, las medidas anunciadas este jueves: «Estamos adoptando medidas adicionales para garantizar que se controle a las personas que vienen de Brasil y, de hecho, para detener a las que vienen de Brasil«, contestó el miércoles Johnson.

La cancelación de vuelos para evitar la propagación de estas mutaciones que surgieron recientemente en distintas partes del mundo es una medida que cada vez se aplica en más países.

Además de Argentina, varias naciones de Centro y Sudamérica ya habían restringido los viajes desde el Reino Unido, incluidos Chile, El Salvador, Guatemala y Panamá.

Sin evidencias sobre la mortalidad y la efectividad de vacunas

Todavía no hay información sobre la efectividad de las vacunas existentes respecto a la nueva variante brasileña. Tampoco sobre la mayor o menor mortalidad que esta mutación podría implicar para los seres humanos.

Según el principal científico del gobierno de Reino Unido, Sir Patrick Vallance, la variante brasileña contiene «un cambio del código genético, en la posición 484, que cambia una parte de la proteína, cambia un poco la forma de la proteína». Sin embargo, sostuvo, «no hay evidencia» de que esta o las otras variantes que están surgiendo en el mundo «sean más mortales» que las que han predominado durante 2020.

No hay ninguna evidencia con ninguna de estas variantes de que agrave la enfermedad en sí. Por lo tanto, los cambios que estamos viendo con las variantes están relacionados en gran medida con el aumento de la transmisión, hace que sea más fácil pasarlo de una persona a otra, por lo tanto, hace que sea más fácil de atrapar», explicó.

Fuente:Página12

Comenta aquí