Mundo

El proyecto de la semana laboral de cuatro días, ahora en Chile

Diputados de centroizquierda presentaron este jueves en el Congreso de Chile un proyecto que propone reducir la semana laboral a cuatro días, en busca de “cambiar el paradigma” laboral y así mejorar la salud física y mental de los empleados. La fórmula de 4×3 busca reducir la jornada laboral a 40 horas semanales en un inicio, y a 38 en el quinto año de su implementación.

Actualmente la jornada de trabajo es de 45 horas semanales, después de que en 2005 se llegara a un acuerdo para que desde se redujera en tres horas la jornada laboral. En el legislativo ya hay ingresada una iniciativa para disminuir la jornada laboral a 40 horas, que lleva la firma de Camila Vallejo.

«Todos los estudios señalan que no es cierto que a más horas trabajadas, mayor productividad; muy por el contrario, las horas tienen que ser efectivamente bien distribuidas», argumentó el diputado del Partido Por la Democracia (PPD) Raúl Soto. Para el legislador, «es momento de abrir un debate respecto a la posibilidad de tener una jornada laboral que permita a los chilenos y chilenas trabajar cuatro días continuos y descansar tres días seguidos».

Soto explicó que se busca que los trabajadores y las trabajadoras adecuen sus jornadas una fórmula de cuatro por tres, por lo que podrían cumplir tareas de lunes a jueves y descansar viernes, sábados y domingos, o trabajar de martes a viernes, y tener días libres sábados, domingos y lunes.

Por su parte, el presidente de la Comisión de Trabajo y coautor de la iniciativa, el diputado Tucapel Jiménez, también del PPD, destacó la meta de “cambiar el paradigma de que en el país se vive para trabajar, sin importar el nivel de estrés, sobre todo en estos tiempos de pandemia”.

«Un proyecto de estas características lo que busca es mejorar la salud mental, el tiempo familiar. Sin embargo, en ningún caso buscamos bajar la productividad o una reducción de salario», añadió el legislador. «Por el contrario, planteamos una gradualidad en su implementación para que la economía no se resienta y se vaya adaptando a este tipo de cambio», señaló a su vez.

Otro firmante del proyecto y también miembro de la Comisión de Trabajo, el socialista Gastón Saavedra, afirmó que la propuesta «mejora las condiciones de trabajo y las condiciones de vida del trabajador, y hará que exista un mayor compromiso con los objetivos empresariales«.

El proyecto tiene similitudes con otros que se ensayan en diversos países. A principios de este año, el Gobierno de España anunció una iniciativa en idéntico sentido y hasta propuso fondos para incentivar a las empresas a adoptar este esquema, pero la idea parece haberse corrido a 2022. Mientras, varias empresas de Nueva Zelanda, Estados Unidos y Japón utilizan la semana de cuatro días.

Fuente:Página12

Comenta aquí