Mundo

Conflicto Rusia Ucrania: Kiev resiste el embate ruso mientras se intensifican los ataques en otras ciudades

Al cumplirse un mes del inicio del conflicto, Rusia intensificó los ataques en varias ciudades, mientras que Ucrania informó de un retroceso de las fuerzas invasoras en Kiev, y la destrucción de un barco de desembarco de tropas. En un video desde las calles de la capital ucraniana, el presidente Volodimir Zelenski pidió al mundo que se levante «contra la guerra en respaldo a Ucrania, la paz y la libertad» y llamó a la unidad de toda Europa. Las negociaciones para poner fin a las hostilidades parecen estancadas. La vocera de la Cancillería rusa, Maria Zajarova, indicó que «todavía existe la posibilidad» de un acuerdo aunque no informó avances, e insistió en que la guerra terminará cuando Ucrania se convierta en un estado neutral.

Siguen los ataques

Al menos seis civiles murieron y 15 resultaron heridos en un bombardeo ruso en la ciudad de Jarkov, capital de la provincia del mismo nombre. El gobernador, Oleg Siniegubov, dijo que el bombardeo ocurrió cerca de una oficina de correos en cuyas inmediaciones las personas recibían ayuda humanitaria. Más temprano, Siniegubov denunció un total de 44 ataques rusos en la provincia, incluyendo algunos con misiles de crucero disparados desde barcos en el mar Negro, al sur de Ucrania.

Otras cuatro personas, incluidos dos niños, fallecieron en una ofensiva nocturna en el este de Ucrania, dijo el gobernador de la región de Lugansk, Serguei Gaidai, quien acusó a las fuerzas rusas de usar bombas de fósforo. Gaidai dijo que durante las últimas 24 horas fueron dañados o destruidos 31 edificios, incluidas 23 casas, en ataques en la región contra varias localidades.

También el jueves, la Marina de Ucrania dijo haber destruido un barco de transporte militar ruso anclado en una ciudad portuaria cercana a la asediada Mariupol, en el sudeste del país. La Marina rusa no hizo comentarios sobre ese tema, aunque anunció la apertura este viernes de un «corredor humanitario» para 67 barcos internacionales que se encontrarían bloqueados en puertos ucranianos.

Kiev resiste

En el noreste de la capital, el Ejército ucraniano aumentó la presión sobre las fuerzas rusas, que «enfrentan problemas de suministro y moral», según el ministerio de Defensa británico, que cree que las tropas de Ucrania han retomado Makariv y Moschun, a las afueras. La periodista rusa Oksana Baulina, del diario opositor The Insidermurió en un bombardeo contra un centro comercial en el distrito kievita de Podolsk mientras ejercía su trabajo, convirtiéndose en la séptima trabajadora de prensa que muere en esta guerra.

En la costa del mar de Azov las tropas rusas mantienen el cerco sobre Mariupol, donde se calcula que unas 100 mil personas permanecen sitiadas, encerradas en refugios ante los continuos bombardeos. Su alcalde estima las víctimas mortales en más de tres mil civiles, un desastre humanitario de proporciones todavía desconocidas.

«Ahora en Mariupol es muy peligroso. La gente allí no tiene nada, no tiene casa, no tiene agua, comida, electricidad, o internet. Nada», resume Alla, de 32 años, quien consiguió llegar en tren a Leópolis, en el oeste de Ucrania, después de cinco días de trayecto desde que logró salir de su ciudad.

Aunque se ralentizó el flujo de trenes que llegan a Leópolis con gente que huye de la violencia, la estación central de la ciudad todavía recibe diariamente una decena de convoyes con miles de personas. Para muchos, Leópolis es solo una escala antes de cruzar la frontera por Polonia, por donde ya han salido unos 3,5 millones de ucranianos en un mes, mientras que unas 200 mil personas permanecen evacuadas en colegios, polideportivos y otros edificios públicos de la ciudad.

Rusia y Ucrania intercambian prisioneros

Mientras tanto, Rusia y Ucrania realizaron el intercambio de prisioneros más importante desde el inicio de la invasión rusa hace un mes, con 10 militares de cada bando y 30 civiles, informó la viceprimera ministra ucraniana, Iryna Vereshchuk. Más allá de esto, las negociaciones parecen estancadas en su objetivo de poner un fin a las hostilidades.

Rusia considera que existe la posibilidad de alcanzar un acuerdo con Ucrania, aseguró este jueves la vocera de la Cancillería rusa, Maria Zajarova, e insistió en que la guerra terminará cuando la exrepública soviética se convierta en un estado neutral. «Partimos de que todavía hay una posibilidad (de alcanzar un acuerdo)», dijo Zajarova en una rueda de prensa en Moscú.

La vocera agregó que actualmente se celebran conversaciones en formato de videoconferencia sobre «el arreglo de la situación en Ucrania, su neutralidad y las garantías de su seguridad», informó la agencia de noticias Sputnik. En este contexto, Zajarova instó a Ucrania a darse cuenta de que una desmilitarización y desnazificación pacífica de Ucrania y su transformación en un Estado neutral es inevitable.

La diplomática reiteró que la operación de Rusia terminará «una vez que comprendan esto los representantes del régimen de Kiev». Rusia y Ucrania llevaron a cabo varias rondas de negociaciones desde la invasión ordenada por el Kremlin el pasado 24 de febrero, en las que si bien reconocen avances no se ha logrado alcanzar un alto el fuego.

Según Rusia, el estatus neutral de Ucrania y su no adhesión a la OTAN son temas en los que las posturas se acercaron «al máximo» durante las conversaciones. El presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, anticipó, sin embargo, que cualquier eventual acuerdo deberá pasar por un referendo en su país.

Turquía, que mantiene lazos estrechos con ambos países, trata de posicionarse como mediador. Los presidentes de Turquía y Francia, Recep Tayyip Erdogan y Emmanuel Macron, se ofrecieron este jueves a «acompañar» una negociación entre Ucrania y Rusia una vez que se haya instaurado un eventual alto el fuego. Así lo informó el Palacio del Eliseo en un comunicado tras la reunión que mantuvieron ambos líderes en Bruselas, al margen de la cumbre de la OTAN que analiza la evolución de la invasión rusa de Ucrania.

Zelenski pide unidad contra la guerra

A través de un video de su cuenta en Telegram, el presidente Zelenski pidió la unidad de Europa y el mundo contra la guerra y exigió que se manifiesten para que Moscú busque la paz. «Se cumple un mes desde que Rusia invadió Ucrania. Su plan original de invadirnos falló», dijo el líder ucraniano desde la calle, con su habitual vestimenta verde oliva y hablando a veces en inglés.

Luego de hacer un repaso de los «actos de terror» que hicieron las tropas rusas en la población civil y sus ciudades, el presidente dijo que la guerra de Rusia es mucho más que una guerra sólo contra Ucrania: «Intenta derrotar la libertad de toda la gente en Europa y el mundo». «Les pido que se levanten contra la guerra, justo ahora, 24 de marzo, al cumplirse un mes del inicio de la invasión, ahora y después, en respaldo de Ucrania, de la paz y la libertad desde sus casas, oficinas, universidades. Háganse ver y oír. Todos juntos para parar la guerra», enfatizó.

Zelenski agregó que Rusia se estuvo preparando durante décadas para esta guerra, y pidió también ayuda «efectiva y sin límites» a la OTAN para evitar juntos que Rusia rompa la OTAN, la Unión Europea o el G7 y los lleve a la guerra. «Esta es un guerra de independencia» que se debe ganar, así como reconstruir cada ciudad que «heroicamente resiste», continuó el mandatario, quien aseguró que «llevaremos a los invasores a la justicia por cada crimen» que comete en las ciudades ucranianas.

Fuente:Página12

Comenta aquí